El mantenimiento preventivo de una caldera es fundamental para su buen funcionamiento durante todo el invierno. Además, es la mejor manera para evitar daños muy complejos y caros en estos equipos de calefacción. Por eso es fundamental siempre contratar un servicio técnico oficial con muchos años de experiencia en el mercado como ServiHogar 3000. ¡Te invitamos a revisar tu caldera y realizar una buena revisión con anticipación! Recuerda que en poco tiempo ya llegan las inclementes bajas temperaturas de la época más fría del año.

El mantenimiento que tu caldera necesita

Seguro que tu caldera ha estado varios meses sin trabajar a pleno rendimiento y habría que empezar a ponerla a punto. Por este motivo, tenemos recomendaciones que podrían ser de mucha utilidad para que tu equipo funcione adecuadamente durante el invierno.

Limpia muy bien la estructura de la caldera

Para empezar con la revisión de la caldera es importante eliminar toda clase de polvo, tierra o residuos que estén a la vista. Esto con el objetivo de evitar algún tipo de obstrucción o reacción cuando se ponga a funcionar el equipo. Además, de esta manera se pueden evitar malos olores que podemos confundir con alguna fuga de combustible. Es así que debes tomar un paño limpio húmedo y limpiar toda la estructura a la que puedas tener acceso. Tampoco se trata de que desarmes nada o manipules algún sistema del cual no tengas el conocimiento necesario.

Verifica los radiadores para su mantenimiento

Cuando los radiadores llevan mucho tiempo sin funcionar, suelen acumular suciedad o sufrir algún tipo de fuga o pérdida de gas. Para empezar, hay que limpiarlos muy bien tanto en su interior como en el exterior; para eso, lo mejor es que dejes eses trabajo al servicio técnico. No olvides que las fugas se presentan por este tipo de inconveniente y que pueden ser complicadas si no las reparas a tiempo.

Es muy importante que te asegures que los radiadores tengan circulación de agua. Para esto verifica que las llaves del agua se encuentren abiertas antes de encender la caldera y que funcionan correctamente.

Enciende tu caldera y comprueba la presión

Al revisar la caldera asegúrate de que cuando la enciendas se encuentre en modo invierno para verificar la temperatura del agua sanitaria. Si tu caldera no tiene esta alternativa, simplemente debes presionar el botón de encendido. Entonces, se recomienda poner en marcha la caldera al mínimo y verificar su presión. Normalmente, en el manual de uso te indica cuáles son los valores de referencia correctos para cada caldera. Si notas que hay alguna anormalidad, apaga todo y llama a tu técnico de confianza para que haga la revisión.

Revisar el termostato

El termostato es un instrumento vital para el buen funcionamiento de la caldera porque le indica cuando funcionar y cuando parar. Verificar su buen funcionamiento es sencillo y puedes hacerlo simplemente subiendo la temperatura para que la caldera se encienda. Después, puedes bajar la temperatura y la caldera debe parar.

Llama a un servicio técnico experto como ServiHogar

Hacerle una revisión preventiva por parte de un especialista nunca está demás y es obligatorio. Además, hay que tener en cuenta que es necesario purgar los radiadores y esta tarea solo la debería realizar una persona con conocimientos o, mejor aún, un servicio técnico oficial. Son ellos los que cuentan con las herramientas y conocimiento para hacerlo con garantías. También, si notas cualquier anormalidad en tu equipo, debes cerrar la llave de gas y llamar al servicio técnico de inmediato.

Es mejor siempre realizar un mantenimiento preventivo que uno correctivo porque te ahorrarás mucho tiempo y dinero. ServiHogar cuenta con todo lo que necesitar para mantener calderas en Madrid. Contamos con un completo mantenimiento anual que es vital para maximizar la vida útil de tus equipos de calefacción.

Importancia del mantenimiento de tu caldera

Un buen mantenimiento no solamente es importante para que las calderas en invierno funcionen bien sino para que se conserven por mucho tiempo.

Una cuestión de seguridad

Cuando instalas un equipo de gas, también adquieres una enorme responsabilidad sobre la seguridad de tu familia. Estamos hablando de elementos que representan un altísimo grado de peligrosidad si no trabajan en un estado óptimo. Entonces, al realizar el correspondiente mantenimiento anual, también estás asegurando la integridad de los habitantes de tu vivienda. Nunca manipules ningún equipo de gas si no tienes el conocimiento y las licencias pertinentes. Déjale esa tarea a las empresas especializadas en las instalación y mantenimiento de calderas.

Duración de tus equipos de gas

Cuando logras detectar un inconveniente o deficiencia en una caldera a tiempo, es más fácil, económico y rápido solucionarlo. Esto también te traerá como beneficio el conservar una caldera por mucho tiempo sin problema alguno. Sin embargo, hay personas que suelen esperar a que sus equipos literalmente dejen de funcionar por completo para llamar un servicio técnico. Esto suele derivarse en un cambio de caldera instalaciones que son mucho más caros que un simple mantenimiento.

Un buen mantenimiento de calderas para cuidar el medio ambiente

Una caldera a la que se le realiza el mantenimiento periódico, es un equipo con mínimas emisiones de gas, prácticamente nulas.

¿Necesitas hacerle mantenimiento a tu caldera? ¡En ServiHogar 3000 estamos a tu servicio para ayudarte y ofrecerte el mejor precio!